Recibir boletín electrónico
RSS
Diego es un trilero político
Si al presidente Diego no le gusta la idea de subir el IVA, porque tiene efectos perniciosos sobre la economía, que los tiene, que declare a Cantabria territorio fiscal libre y se rebele contra la medida. Para compensar lo que no ingresará por no subir el ‘IVA de los chuches’, que denunciaba Rajoy desde la oposición, podría reponer el impuesto de sucesiones para las grandes fortunas que a primeros de año suprimió o modificar el impuesto del patrimonio para los tramos más altos, como propone el PSOE. Lo de criticar con la boca pequeña la política fiscal que no es de su competencia, mientras que sobre la que si tiene mando en plaza toma decisiones que favorecen a un minoría y perjudican a la mayoría, es una actitud propio de trileros políticos.

No se pude hacer otra cosa, estamos obligados, es el único camino, no nos han dejado otra opción, es por la herencia … Excusas, mentiras, más excusas y más mentiras. Lo único cierto, y que es precisamente lo que no admite públicamente el Gobierno del PP, es que la mayor parte de las medidas que han adoptado o van a adoptar vienen impuestas desde las instituciones europeas. Son las contrapartidas, que Rajoy y De Guindos niegan, exigidas como aval para que nos concedan el préstamo de los 100.000 millones de euros con los que tapar las trapacerías, en algunos casos con claros visos de delito –los jueces ya están actuando-, de algunas entidades bancarias dirigidas directa e indirectamente por cualificados miembros del PP, como es el caso de Madrid, Valencia o Galicia. En el único caso en que está implicado un Gobierno socialistas, el de Castilla-La Mancha, el agujero de su Caja es un bache comprado con el socavón de Bankia (unión de Caja Madrid y Bancaja), el Banco de Valencia o las cajas gallegas, que siguiendo órdenes del presidente de a Xunta, Núñez Feijóo, unificaron sus miserias.

No se en base a qué los cántabros tenemos que pagar los excesos y manejos en las cajas llevados a cabo por Esperanza Aguirre en Madrid, Francisco Camps, antes de ser desalojado de la Generalitat Valenciana por el ‘sastrecillo valiente’, o por el presidente gallego. Ni en Caja Cantabria se lo han llevado crudo sus dirigentes políticos, ni hay agujeros, ni financiaciones irregulares de obras faraónicas. Caja Cantabria no está en quiebra ni en los tribunales de Justicia, algo que se seguramente Diego no apreciara, dada su tendencia a negar el pan y la sal a sus rivales políticos y también a los que le antecedieron al frente del PP, alguno de lo cuales compartió con socialistas y regionalistas un papel relevante en el funcionamiento de la Caja en estos últimos años.

Pero a lo que íbamos. Diego, perito agrónomo que no en lunas, un día sí y otro también descubre el Mediterráneo. La aplicación del IVA, dice, frenará el consumo, y el freno del consumo hará que la economía se enfríe, y si la economía se enfría la recesión económica se profundizará. No lo ha dido así de claro y ordenado, pero traduzco sus palabras sin ser infiel en absoluto a la idea que intentó expresar ayer el presidente regional. Pues bien si tan claro lo tiene, ¿por qué a renglón seguido asume la aplicación de la medida como si se tratara de una maldición bíblica de la que no podemos librarnos? Primero, porque oponerse a algo que se va a hacer de todas formas y que no depende de su voluntad tiene coste cero. Incluso le hace quedar bien ante ciudadanos desinformados. Y segundo, porque los efectos negativos del nuevo impuesto, que acrecentará las dificultades económicas de la región y sus habitantes, le dará a Diego más munición para seguir atacando a la oposición, al mismo tiempo que podrá proseguir con la demolición ideológica del Estado de Bienestar.

No lo digo yo, sino los técnicos de Hacienda reunidos en Ghesta: Hay alternativas a los impuestos que el PP aprueba. Es, también, el ejemplo de Francia, donde se buscan ingresos para minimizar los recortes en los caladeros de las grandes fortunas, las empresas con beneficios consolidados y las transacciones financieras. Existe, por tanto, alternativas a lo que el PP presenta como inevitable. Si lo es en la medida en que la incapacidad del Gobierno de Rajoy ha situado en niveles de máxima urgencia la necesidad de tapar los agujeros de ‘su’ banca. Es su responsabilidad y su opción. No es la herencia de Zapatero la que ha provocado que Bankia necesite 23.000 millones de euros para evitar la liquidación. NI tampoco hay responsabilidad del Gobierno del PSOE en los 8.000 millones que faltan de las cajas gallegas, o los 7.000 del Banco de Valencia o los no se sabe cuantos miles (de millones) enterró la CAM. Sin son herencia, pero de Gobierno regionales del PP. Conspicuos dirigentes populares pretende, con el apoyo de sus terminales mediáticas, repartir las responsabilidades con el regulador, el Banco de España, aprovechando que lo presidía MAFO (Miguel Ángel Fernández Ordóñez), nombrado por el Gobierno socialista. Pero es como pedir a un juez que condene a la misma pena al ladrón del banco que al vigilante jurado que no sacó a tiempo su arma para impedir el atraco.

El Gobierno del PP, el de Cantabria y el de España, han decidido, se lo contaba ayer, que la factura del agujero bancario la paguemos todos menos los que se enriquecieron con la burbuja inmobiliaria antes de que estallara. Que los que se hicieron ricos cuando España iba a bien, sigan haciéndose más ricos cuando Espala va mal. En Europa los que mandan, los que todavía tiene el control a pesar del verso suelto, del forúnculo que les ha salido con la victoria del socialista Hollande en Francia, comparten con los conservadores españoles la idea de que la crisis económica es una ocasión perfecta para volver a los viejos buenos tiempos en que todavía había diferencia de clases y estás se mantenían estancas: los ricos siendo cada día más ricos y los demás ocupando las distintas categorías de pobres.

Las medidas que el ‘viernes negro’ adoptará el Gobierno de Rajoy, que el Ejecutivo de Diego asumirá mansamente, van en al dirección de hacer más desigual este país, sometiendo a las clases medias y trabajadores a una dieta salvaje de recortes y pérdidas de derechos sociales, económicos y también políticos. Afirmas que no es porque lo mande Europa pero mienten. En todo caso allá ellos con sus quijotescas ínfulas. Porque si fuera cierto, que no lo es, que Europa no lo impone, habrá que convenir que es el PP el que adopta por voluntad propia las decisiones que nos van a fastidiar otro poco más la vida.

Al menos Zapatero reconoció públicamente, ante el Parlamento, que las medidas que adoptó en el verano de 2010, que pusieron patas arriba el programa electoral y el ideario socialdemócrata, que afectaron a las clases medias y a los trabajadores, eran una imposición de los conservadores europeos, con mando en plaza en las instituciones de la UE. Rajoy ni eso. Claro que al presidente socialista, visto con la distancia, le sobró sentido de la responsabilidad -ceder principios ante el riesgo de la intervención del país- y le faltó decisión para confiar al pueblo español la determinación en las urnas sobre quién y cómo se debían pagar los costes de la crisis.

Pues bien, es posible que el PP no vaya a tener otra salida a medio plazo que someter con adelanto su mayoría absoluta del 20-N al veredicto ciudadano. Y lo tendrá que hacer porque si bien los españoles están dispuestos a hacer sacrificios para que el país salga de la crisis, empiezan a considerar que no todos están colaborando igual y en la medida de sus posibilidades. Y tampoco hay dirigentes políticos con valentía para explicar con claridad las cosas. Y ni se da la primera condición, ni tampoco la segunda. Es más, no sólo no se explican por qué se toman determinadas medidas, sino que tampoco se aclara, salvo con excusas de mal pagador, porque en las elecciones prometieron todo lo contrario de los que están haciendo. ¿Alguien creen que el PP había obtenido su rotunda victoria en las urnas si en su programa electoral hubieran figurado las medidas que está tomado y las que va a tomar en los próximos días o semanas?
Cerrar
Tienes que copiar en el campo de texto los6e caracteres, del 0 al 9 y de la A a la F
* Campos obligatorios
Con viento sur / Víctor Gijón
En el PP de Cantabria los dos bandos irreconciliables, el que lidera Ignacio Diego y el que capitanea el alcalde Íñigo...
Cambio de hora. A las 3 serán las 2
Se dice se cuenta
El marido de Teresa Romero anuncia acciones judiciales
Con firma / Víctor Gijón
Victor Gijon
La derecha cántabra ha tenido a lo largo de la reciente historia una gran capacidad para mimetizarse con el ‘paisaje’ político de cada momento. Yendo a lo más lejano...
Editorial
El economista José Carlos Díez, en un artículo publicado en El País, señala que cuando Rajoy hable de 'raíces vigorosas' ignora la realidad al igual que hizo Zapatero en 2008. Solo que ahora la...
Top Formacion
El tiempo
Aquí TV
Resumen Zaragoza-Racing
Galería de imágenes

Rodríguez Argüeso y Cabrero antes del pleno

Leticia Díaz y Esther Merino antes del debate

Leticia Díaz y Calderón antes del Pleno

Alodia Blanco interviene en el Pleno

Diego en su escaño

Francisco Fernández Mañanes interviene en el Pleno

Julio Bartolomé interviene en el Pleno

Escaños del Grupo Popular

Juan Guimerans interviene en el Pleno

Vista general del hemiciclo durante el debate

Eva Bartolomé interviene en el Pleno

Carlos Bedia interviene en el Pleno

Vídeo del día
Impactante vídeo de Intermón